Probot School incluyen cursos de robótica, desarrollo de videojuegos y taller de diseño e impresión 3D. Comenzarán en abril y pueden asistir niños, adolescentes y adultos sin conocimientos previos.

 

Probot School, una alianza cooperativa entre la Fundación Tomás Alva Edison, el Grupo de Robótica de la Universidad de Mendoza y la Universidad Tecnológica Nacional Facultad Regional Mendoza, es pionera en el país en su tipo y tiene tres áreas de aprendizaje internonectadas entre sí con una fuerte base de programación. 
 
Actualmente, cuenta con Escuela de Robótica, Desarrollo de Videojuegos y Diseño e impresión 3D. Cada uno tiene 12 clases (36 horas) y se cursan los sábados, de 9 a 12.30, en su sede en Alvarez Condarco 2182, San José, Guaymallén.

Las clases comenzarán el 6 de abril y el cierre de inscripciones es el 2 de ese mes, pero los cupos son limitados. Los niños, adolescentes y adultos interesados en asistir no necesitan conocimientos previos y pueden obtener más información e inscribirse en www.probotschool.com

Probot provee un ambiente de aprendizaje basado en el desarrollo de cinco macrohabilidades clave: trabajo colaborativo, resolución de problemas, creatividad e innovación, emprendedurismo y autogestión y destrezas manuales.
 
Además, debido a su formulación, favorece la detección de problemas y la propuesta de soluciones sustentables que contemplen el cuidado del ambiente y fomenten la responsabilidad social. Es por esto que en 2017 fue seleccionada entre 400 prácticas educativas latinoamericanas para integrar el libro “50 innovaciones educativas para escuelas”, publicado por EduLab de CIPPEC (Centro de implementación de Políticas Públicas para la Igualdad y el Crecimiento).
 

Más sobre el Colegio Tomás Alva Edison
El Colegio Tomás Alva Edison es una comunidad educativa que acompaña a niños y jóvenes durante sus trayectos formativos para que se desenvuelvan de manera autónoma, creativa, reflexiva, crítica, responsable y comprometida con la realidad social. Su modelo de enseñanza integra las tecnologías de la información para ponerlas al servicio de las personas y mejorar su calidad de vida. Comenzó a funcionar en 1992 y posee niveles inicial, primario y secundario, en los turnos mañana y tarde. Además, los sábados funciona allí mismo una escuela de programación y robótica abierta a la comunidad, a la que pueden asistir niños no matriculados en la escuela y adultos. Gracias a su metodología innovadora ha ganado múltiples premios. Entre ellos el primer puesto a la calidad educativa otorgado por Educar e Intel en 2005 y el primer puesto en el IV Foro Latinoamérica de docentes innovadores en la categoría Entre Pares. En 2018 fue seleccionada por Microsoft como una de las 17 escuelas más innovadoras del mundo.

Fuente: Diario Jornada

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here